5 de julio de 2016

Wedding Style


Hey there,


Hoy os traigo un post muy especial. Las fotos son del 18 de junio, de la boda de mis amigos Bea y Sergio en Madrid. Tenía esa fecha marcada desde un año atrás, cuando en su fiesta de compromiso nos regalaron un imán para la nevera para que recordáramos la fecha. Y he estado un año con esa fecha en mi cabeza. Pensando en los vuelos que tenía que comprar, en ver si me pedía algún día de vacaciones para ir mas holgada de tiempo, en ver si me compraba el vestido en Londres (donde no sabía ni por dónde empezar) o si lo compraba en alguna de mis visitas a Madrid. 

Al final acabé comprando el vestido de Littlemistress, una marca inglesa, en el último momento y lo compré a través de la web de Amazon. No es que dejase para el último momento la búsqueda del vestido, es que me llevó meses encontrarlo! Esos meses se traducen en compras de Asos, Amazon y otras tiendas online, donde compraba y devolvía vestidos a un ritmo importante.

Pero cuando recibí este, sabía que era lo que quería. Soy muy fan de los escotes halter, me parecen muy favorecedores – de hecho, el otro día leí en algún sitio que el cuello halter es el nuevo escote. 
Creo que sienta bien a todas y yo personalmente me siento muy cómoda sabiendo que puedo hacer cualquier movimiento tranquila sin pensar en si voy a enseñar algo que no debo, je, je. 

El vestido en sí es sencillo pero tenía un par de detalles que lo hacían especial. En el cuello tenía pedrería, que siempre alegra un outfit de noche, y en el pecho tenía una parte de encaje muy sutil, pero lo suficiente para darle un toque inesperado y sexy. 


Elegí unas sandalias que tenía en casa, que compré hace como seis años en San Francisco. Tienen una pequeña plataforma, son cómodas y tienen unas tiras de colores de ante que también le dan un toque divertido. Eso sí, confieso que cuando vi las bailarinas plateadas que mi amiga Bea tenía preparadas para todas las invitadas, no tardé en agradecérselo y en empezar a bailar y saltar cómodamente! :)

Y los complementos, son todos prestados de mi madre. No tuve tiempo para pensar en nada y estaba segura de que ella iba a tener algo que dejarme. Y no me equivoqué. Gracias, mamá. 


Hope you like it!





Nine West shoes 


Littlemistress dress 











Besos,
M.

Publicar un comentario